Los tentáculos políticos asfíxian la alternativa asociacionista ciudadana.


La interferencia de la clase política en todo tipo de asociaciones y actores sociales con la finalidad de influir en la opinión general empieza a ser tan evidente que tan solo puedo definirla como asquerosa.

04El 06 de Abril, nada más finalizar el periodo vacacional de Semana Santa, en un programa televisivo de la SEXTA, el presidente de la Federación de Hosteleros Españoles ha hecho unas valoraciones sobre los resultados positivos de la campaña: Bajo su opinión, el aumento de las comandas y el gastos general está decididamente relacionado con la percepción positiva que tienen los españoles ante el desarrollo de la crisis, y que lo “peor” ya ha pasado. Dicho esto, conviene tener presente que estas declaraciones no están basadas en ningún estudio sociológico ni psicológico, ni tan siquiera respaldadas por encuesta alguna. De hecho, y contradiciendo lo anterior, los últimos trabajos referidos al tema muestran una tendencia bien distinta, donde los españoles creen que los datos que presta el gobierno están claramente sesgados por intereses electoralistas y que la situación solo ha mejorado para los estratos sociales superiores. ¿Es, por tanto, descabellado pensar que estamos nuevamente ante la injerencia de la clase política en el funcionamiento y el organigrama de una asociación que debería ser independiente y centrada en los intereses del gremio de los Hosteleros? ¿No es lógico pensar que, nuevamente, la zarpa de las organizaciones criminales que han usurpado las instituciones públicas ha visto en los actores sociales y en las asociaciones independientes una fórmula eficaz y barata de influir en la opinión pública?

Juzguen ustedes.

untitled10Los datos objetivos vierten una clara tendencia del aumento de las visitas de ciudadanos extranjeros a nuestro país. De hecho hemos recuperado el tercer puesto como destino turístico internacional, posiblemente debido al abaratamiento de los servicios. Esta debería haber sido la primera valoración objetiva de la Federación de Hosteleros, además de la clara advertencia de una peligrosa tendencia a la precarización de las condiciones laborales del personal, que influyen de manera negativa en el servicio final al cliente. Del mismo modo, los datos también muestran un leve aumento en el turismo nacional; repito, un leve aumento, que en absoluto puede ser indicador de un cambio en la tendencia general de nuestra economía, y mucho menos de los datos socio-económicos, que siguen reflejando una separación sin precedentes en el estrato social español. Dicho de otro modo, en nuestra joven democracia, los ricos y pobres nunca estuvieron tan alejados, tanto en oportunidades como en derechos y deberes. Y eso, finalmente, no será bueno para el global del sector. Aunque no me cabe duda que sí para una minoría.

La injerencia política es tan absurdamente evidente que me genera vergüenza ajena. Los pequeños empresarios siguen representados por individuos carentes de toda ética, dispuestos a prestar sus opiniones como ariete de intereses electorales que en nada ayudan a las pymes. Una pena que seamos tan individualistas que no queramos darnos cuenta de ello, y que, incluso cuando aparecen excepciones a esta regla, las ninguneemos con nuestra propia indiferencia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s